COMENTARIO CUENTO: "LA LLAMADA" de Luis Mateo Díez (1ª parte)

1. ARGUMENTO. El cuento nos relata la historia de un profesor que está estudiando en su casa y preparando las clases para el día siguiente; de repente suena el teléfono.Cuando contesta a la llamada,  una  joven al otro lado, le declara su amor.
Se suceden, después de ésta, tres llamadas más, y en ese corto espacio de tiempo el profesor, al principio desconcertado, evoluciona hasta ser atrapado por el deseo sexual hacia la joven y su peculiar fijación física en algunas de sus alumnas. Cuando cae finalmente en las redes seductoras de la anónima alumna, es rechazado con crueldad y sorna. El profesor entonces vuelve a la actitud inicial de pensar solo en el estudio y el trabajo.
Casos similares de hombres eruditos arrastrados apasionadamente con la simple visión de una joven mujer o escuchando su voz, los encontramos en La Regenta y en Pepita Jiménez o en la novela Lolita.
Texto literario que plantea una intriga insertada en la cotidianidad, en las pequeñas cosas de cada día y en las alteraciones psíquicas o de ánimo que se pueden producir (con carácter efímero) y aunque hagamos caso omiso de la situación.

2. UNIDADES DE LA HISTORIAEncontramos dos secuencias diferenciadas:
1ª) Desde la situación inicial hasta la perturbación que produce en el profesor la segunda llamada. El profesor realiza su trabajo y contesta “desinteresado” la primera llamada que  en un principio no afecta a su tarea, aunque le produce “un sonrojo metafísico”. En la segunda llamada, el profesor es seducido por la voz que “estaba paladeando a pesar del nerviosismo”.. Hace un recorrido mental de sus alumnas y su inquietante teoría sobre la belleza.
2ª) Desde la invitación a pasar la noche en la tercera llamada hasta el rechazo final de la muchacha. En la tercera llamada se levantó con “el corazón lanzado sin remedio”. La muchacha le hace la primera proposición y espera una respuesta. El profesor,muy alterado “rascaba la perilla velozmente y sentía el cosquilleo de los dedos en el pelo”.Vuelve a repasar los rostros de sus alumnas y se fija en dos en particular mostrándonos su turbación cuando dice: “Mañana será difícil hablar de la arquitectura mesopotámica, confundiremos el zigurat con el hilaní”. Recibe la cuarta llamada bajo los efectos del alcohol, y acepta la invitación de la chica. Rechazo y vuelta a la situación inicial.

3. ESPACIOLa función del espacio en este texto es simbólica. No se hace referencia a ningún lugar real. Cuando habla de su trabajo el profesor menciona lugares encuadrados en la antigua Mesopotamia como el palacio de Jorsabat, el templo de Asur, el templo de Al-Ubaid, el reino de Sargón;  todos ellos encuadrados en la antigua Mesopotamia.
La condición docente de Eliseo nos remite a un lugar académico que podría ser un instituto, pero más tarde se nos habla de la fiesta del rector, por lo que entendemos entonces que la vida docente del profesor se desarrolla en un ámbito universitario.
Como apuntábamos al principio ,nos encontramos ante un espacio simbólico. El recorrido laberíntico que el profesor realiza por cada uno de los objetos de la casa,sobre todo los de la sala de estudio,son un correlato de su personalidad: un hombre  estudioso, muy metódico y sin grandes pretensiones; hasta incluso la manera como nombra los objetos evidencia su carácter “histórico”: pipa, cartapacio, fósforo, visillos o mamotretos.
A medida que crece el nerviosismo del profesor, las distancias que recorre por su casa son más largas y más frecuentes.
SIMBOLISMO DE LOS DISTINTOS ESPACIOS:
a) VENTANA. Salida de la introspección del profesor hacia el exterior, como si quisiera dirigirse hacia una humanidad, para él decrépita: “-Pero henos aquí, descreídos y contumaces, en las babas de este siglo impersonal.” Luego lanza una amenaza al mundo, con una sentencia muy propia de su condición de erudito  “histórico”: “-El tiempo acabará dándonos la razón a los eruditos. Las más hermosas verdades están depositadas en el subterráneo de la historia.” Al acercarse a la ventana está buscando una escapatoria a la situación de nerviosismo provocada por la llamada.
b) SILLÓN. Aquí el profesor acude para reconfortarse y es un espacio al que acude a reflexionar: “Volvió al sillón y encendió la pipa. -¿Quién puede ser?”; “Recostó la cabeza enteramente en el respaldo del sillón y entrecerró los ojos.”
c) TELÉFONO.Es también con la ventana su otro punto de contacto con el exterior, pero a diferencia de ésta -a la que se acerca voluntariamente- el teléfono invade su intimidad sin previo aviso y la manera como percibe Eliseo el timbre nos va indicando también cómo le le están afectando las llamadas: “El teléfono levantó un estrépito antihistórico…”; “…acribillando su imaginación…”; “El nuevo alarido metálico del timbre…”, “El teléfono repicó por tercera vez.”; “El sonido intermitente del teléfono le penetraba con un desasosiego despiadado…”; “…, sonó el teléfono”.

4. TIEMPOLa historia está enmarcada en un ámbito temporal otoñal: “…se dirigió al desolado panorama otoñal.”;  en una tarde de otoño a la hora del té: “el profesor exprimió la rodaja de limón en el té…”. (Normalmente en los países anglosajones, la hora del té suele ser de  cinco a seis de la tarde.
El tiempo de la aventura telefónica podría transcurrir en poco más o menos una hora y media que sería la suma de todos los movimientos de Eliseo detallados minuciosamente aunque de forma rápida.

Historia adscrita a la literatura contemporánea y caracterizada por una estructuración temporal es breve y los sucesos contados son inmediatos en el tiempo e incluso a veces simultáneos: “Mientras apuraba con sumo cuidado la infusión recordó al rey Sargón y su hijo Senaquerib”: “Volvió a colgar al tiempo que mordía la pipa y se cercioraba de que estaba apagada”.

En una 2ª parte hablaremos de los personajes, sus atributos, la transformación del héroe, el tema y la significación de este extraordinario cuento. Finalmente en la 3ª parte analizaremos el discurso.

Imágenes: Google

Anuncios