7ª Propuesta de lectura. Álvaro García Hernández

Álvaro, Álvaro. Te busca el director. Que tienes dos alumnos nuevos en el… ¡Álvaro! ¡Álvaro! ¡Señor director, que se va corriendo!

Esos fueron mis buenos días. Pero al final me encontraron escondido en los wáteres.
-Bueno, vamos, diga. ¿Qué cosa especial tienen los de hoy?
– Venga, álvaro, no te lo tomes así. Que te noto muy desanimado. Estos son unos chavales muy majos. Mira, aquí tengo las fichas. Tienes a Evelyn y a Vladimiro por un lado.
– ¿Ingleses, supongo?
– No, no, son de Colombia.- Me contestó el director sin captar mi ironía.-Y luego tienes a Atid, que es de Marruecos.
– Pues bueno, ¿qué quiere que le diga? Si en vez de una clase tengo la ONU.
– Venga, Álvaro, no te desanimes, tú lo que tienes que hacer es hablarles de cosas entretenidas, cosas que les preocupen a ellos, que conecten con ellos. Tú eres joven y ellos, si te esfuerzas un poco, te verán como un referente y ya verás como al final de curso les acabas cogiendo cariño.
-Sí, cuando los vea marcharse… en fin…
Una vez ya en clase me di cuenta de que podía distinguir perfectamente a Vladimiro y a Evelyn de Atid por el simple hecho de que Atid era un marroquí oscuro como el sobaco de un grillo que se había sentado en dos sillas con las piernas arriba mientras trasteaba con el móvil al mismo tiempo que…
– ¡Pero qué coño estás haciendo! ¡Agua, agua! ¡Separaos inmediatamente!
– ¡Ay, profe, no me sea aburrido! -Me contestó Evelyn, que parece mi padre.
Y yo pensé: -Querida, si yo fuera tu padre ni por asomo habrías salido de casa vestida así, que para enseñar algo más de carne tendrías que sacar un chuletón del bolso.
– ¡Me da igual! ¡Separos inmediatamente!- En ese momento caí en la cuenta de Bruno, mi pequeño Bruno. -No, no, Bruno, tú no te asustes, ya no chillo más. Tú relájate, eso, saca los colores y tranquilízate no te vayas a… ¡Que os separéis, coño, y tú saca las manos de ahí de una vez!
– ¡Ay, profe, no me diga que le molesta!
– Ni me molesta ni me deja de molestar, pero esto es una clase, no un… esto es un clase, y hazme el favor de taparte un poco que a tu lado Aurelia parece que una monja.
Ambas chicas se miraron con asco y Evelyn contestó:
– Ay, sí…
Entonces yo pensé en hacer caso al director:
– Vale, mirad, guardad los libros (nadie los había sacado, en realidad, de hecho, creo que ninguno de mis alumnos tenía libro de castellano). Hoy vamos a hacer una clase diferente. Hoy vamos a hacer una clase de educación sexual.
Y escribí algo parecido en la pared con un pequeño esquema.
– A ver, primera pregunta, ¿cuántos métodos anticonceptivos conocéis vosotros?
En ese momento, mi querido Ricardo “el gitano” empezó a levantar la mano como un poseso. La mano en la que llevaba un bocadillo de sobrasada.
– Yo me sé uno, profesor. -Con su acento gitano.-Yo me sé uno.
– Muy bien, Ricardo. ¿Y cuál es ese método que tú te sabes?
– El de Abelino, profesor. El de darse por culo.
Ya está, toda la clase, incluído Abelino “el amanerado”, descojonándose del chiste.
– No, venga, en serio. A ver, Atid, ¿qué métodos anticonceptivos conoces tú?
– El condón, maestro.-Respondió Atid de manera muy seria y formal.
– Muy bien, Atid, y nos puedes explicar a todos cómo se utiliza un condón.
Y el cabronazo de Atid, todo serio, respondió.
– Por supuesto, ¿con la rumana o con ésta?
Inmediatamente, todos se echaron a reír menos Vladimiro, quien se ajustó mejor la gorra, se bajó un poco más los pantalones, se apretó el pañuelo y ya iba a levantarse a partirle la cara a Atid cuando yo pude calmarlo.
– Venga, venga, dejaos de bromas. No, en serio. Vamos a ver, Kevin, tú nos podrías decir cómo se utiliza un preservativo.
– Yo sí, ella no.-Respondió con su velocidad característica mi “niño petardo”. Y con la misma velocidad, Aurelia se giró y le estampó una hostia a mano abierta. Cosa que hiz que todos volvieran a estallar en risas.
– Kevin, eso no ha tenido ninguna gracia.
– Pero es verdad, profesor.-Me indicó el Jonatan con su acento carcelario.-La Aurelia se quedó preñá el año pasao y tuvo que abortar.
Otra hostia de Aurelia al Kevin.
– ¿Eso es verdad, Aurelia? -Se me escapó.
– ¡Eso es mentira!
– No, no, Aurelia, no chilles, no chilles que tenemos aquí a Bruno.
Yo ya empezaba a notar que la clase se me iba de las manos.
– Bueno, pues eso, métodos anticonceptivos, tenemos el preservativo, el Diu, las píldoras anticonceptivas, los parches, la pastilla del día después…
En ese momento, Evelyn sacó las manos de donde las tuviera metidas en Vladimiro y levantó una de ellas.
– Y el yono, profesor. Se ha olvidado del yono.
– Vamos a ver, Evelyn, ¿qué es el yono?
– Pues un método de esos que usted dice para no quedarse.
– Ah, vale, ¿y en qué consiste?
– Pues en eso, profesor, en hacerlo de pie.
– Evelyn, me estás diciendo que tú crees que si lo haces de pie, no te quedas embarazada.
– Pues claro, profe, si lo haces de pie en los wáteres, los espermatoizoides no suben y no te quedas.
Yo me eché las manos a la cabeza. Atid levantó la mano con su seriedad habitual.
– Sí, Atid.
– ¿Quiere que vaya yo a comprobarlo, maestro?
– Sí, -le respondió el Kevin.-pues como no vayas con el Abelino.
Y vuelta a las risas.
– Callaos, callaos que esto es muy serio. Evelyn, ¿me estás diciendo que tú de verdad aplicas ese método?
– Pues claro, mi profe, todo el mundo sabe eso. Tú sólo te podés quedar si lo haces él arriba y tú abajo, pero ni de pie, ni en perrito ni por detrás te podés quedar.
– Virgen santa.
– Sí, que se lo digan a Aurelia.-Plam, otra hostia al Kevin.
– No, no, vamos a ver, esto es muy serio. Todos debéis ser conscientes de que la única manera de practicar sexo seguro es…
– ¡Con Aurelia! -Plam, hostia.
– ¡Kevin, ya está bien! No, no, Bruno, no te pongas nervioso.
– Que la única manera de practicar sexo seguro es…
– ¿Con esta de aquí al lado, maestro? -Señaló Atid después de levantar con seriedad la mano.
Entonces Vladimiro ya no pudo contenerse más, se levantó con los pantalones por las rodillas, se tiró encima de Atid y empezaron a pegarse puñetazos mientras Evelyn animaba a su hombre y se apretaba las tetas así con las manos en el escotazo y Aurelia le volvía a pegar otra hostia al Kevin y el Jonatan sentenciaba a los demás:
– Vosotros quietos, dejarlos, si se han de matar, que se maten, pero que el pequeñajo no se cague por todo lo que queráis del mundo. Y usted, profesor…
– ¡No, y yo, nada! ¡QUIETOS TODOS! ¡SEPARARLOS! ¡TÚ, BRUNO, NO ME MIRES ASÍ, SI SE TE OCURRE TIRARTE UN PEDO, TE LO COMES, TE LO JURO! ¡Y TÚ EVELYN, SI SIGUES FOLLANDO EN LOS WÁTERES DEL INSTITUTO TE VAN A HACER UN BOMBO COMO UN BALÓN DE NIVEA, Y TÚ AURELIA, SI TE FUISTE DEL INSTITUTO PORQUE ABORTASTE, ME LO PODÍAS HABER DICHO POR LO MENOS, Y TÚ KEVIN, DEJA DE METERTE CON ABELINO PORQUE SI LE GUSTA DAR POR CULO COMO SI LE GUSTA METERLA EN UN DANONE, Y VOSOTROS LEVANTÁOS DE UN PUTA VEZ QUE…!
En ese momento me di cuenta de que el director, el jefe de estudios, el secretario, las tres chicas de la limpieza, 4º de ESO A, 3º de ESO B, y 1º de BACHILLERATO CIENTÍFICO y el inspector de educación y la presidenta del AMPA estaban en la puerta de mi clase.
Una vez de vuelta en el despacho del director, yo sólo me atreví a darle como explicación:
– Usted me dijo que les hablara de cosas entretenidas…

  Diario de un dios equivocado. Relatos de humor. Mi vida como profesor. Capítulo IV
Ejemplo de la magistral, divertida y ágil escritura que encontraréis en su blog. Leeremos “todo lo que caiga en nuestras manos” y devoraremos encantad@s lo que nos vayas escribiendo.  Gracias Álvaro García Hernández.

Anuncios

4 comentarios en “7ª Propuesta de lectura. Álvaro García Hernández

  1. Tus propuestas me resultan siempre acertadas y sugerentes, pero la séptima, además, me es muy entrañable, porque Alvaro y yo hemos compartido destino en tres ocasiones diferentes, así que puedo confirmar lo que a menudo es una excepción: que su originalidad y simpatía superan los límites del folio.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s